¿Qué es el cáncer de pulmón?

Las personas que fuman cigarrillos son entre 15 y 30 veces más propensas a contraer cáncer de pulmón o a morir debido a esta enfermedad que las personas que no fuman. Por esto es necesario dejar de fumar lo antes posible y realizarse chequeos preventivos que puedan detectar de forma precoz cualquier alteración en el pulmón.

El cáncer de pulmón corresponde al crecimiento descontrolado de células cancerosas en el pulmón y la formación de una masa denominada tumor o lesión en cualquier estructura que forme parte de los pulmones. Existen dos tipos principales de cáncer de pulmón: células no pequeñas y de células pequeñas. En general, se les trata de diferentes maneras y cada uno de estos tipos de cáncer tiene un pronóstico distinto.

Epidemiología

El cáncer de pulmón corresponde al crecimiento descontrolado de células cancerosas en el pulmón y la formación de una masa denominada tumor o lesión en cualquier estructura que forme parte de los pulmones. Existen dos tipos principales de cáncer de pulmón: células no pequeñas y de células pequeñas. En general, se les trata de diferentes maneras y cada uno de estos tipos de cáncer tiene un pronóstico distinto.

En Chile, más de tres mil personas mueren al año por cáncer de pulmón. Si bien, no es el cáncer más frecuente, es la primera causa de muerte por cáncer en Chile y el mundo. Cada año mueren más personas por cáncer pulmonar que por cáncer de colon, próstata y mama juntos . Según cifras entregadas por Globocan (Observatorio global de cáncer, agencia internacional para la investigación en cáncer) fueron diagnosticados 3969 nuevos casos de pacientes con cáncer de pulmón en Chile en el año 2020, siendo la mayoría de los casos de este cáncer secundarios al tabaquismo, carcinógenos o comportamientos de vida poco saludables. Se desconoce qué provoca cada caso de cáncer de pulmón, no obstante, sí se conocen muchos de los factores de riesgo y cómo algunos de estos pueden causar que las células se vuelvan cancerosas.

Factores de riesgo

A.- Tabaquismo

El hábito de fumar tabaco es definitivamente la causa principal de cáncer de pulmón. Alrededor del 80% de las muertes por el cáncer de pulmón son causadas por el hábito de fumar y muchos de los restantes son causadas por la exposición al humo de segunda mano. Fumar tabaco es sin duda alguna el mayor factor de riesgo para el cáncer de pulmón, aunque a menudo interactúa con otros factores, como los cambios ambientales y predisposición genética de los pacientes3. El cigarrillo incrementa de 10 a 20 veces el riesgo del cáncer de pulmón en fumadores versus no fumadores, ya que un cigarrillo contiene más de 60 carcinógenos; como por ejemplo la Cetona de nitrosamina derivada de la nicotina (NNK), Hidrocarburos poli aromáticos (HAP), Nicotina, entre otros carcinógenos generados por la combustión del mismo

B.- Causas en los no fumadores

No todas las personas que padecen cáncer de pulmón son fumadoras. Muchas personas con cáncer de pulmón son exfumadores, pero muchas otras nunca fumaron un solo cigarrillo.

El cáncer de pulmón en las personas que no fuman puede ser causado por exposición al radón, humo de segunda mano, contaminación del aire, las exposiciones a asbesto, productos de la combustión del diésel o ciertos otros químicos, cambios ambientales, cambios metabólicos y en algunos casos factores hormonales, sin embargo, a pesar que en este grupo de personas el tabaco no sería la causa del desarrollo de cáncer,  se han observado algunos efectos sinérgicos del tabaquismo y exposición a asbestos en el riesgo de padecer esta enfermedad .

Durante los últimos años, se ha observado que los cánceres de pulmón en las personas que no fuman tienden a ocurrir en personas más jóvenes que tienen algunos cambios genéticos que son diferentes al de los tumores que se encuentran en los fumadores. En algunos casos, estos cambios genéticos se pueden usar para guiar el tratamiento y forma parte de lo que hoy se denomina medicina personalizada .

C.- Cambios genéticos

El cáncer de pulmón puede producir ciertos cambios en el ADN de las células en los pulmones. Estos cambios pueden ocasionar un crecimiento anormal de las células y algunas veces cáncer, ya que algunos ayudan a controlar cuándo las células se dividen para crear nuevas células y también durante su muerte. Sin embargo, la susceptibilidad genética del individuo a desarrollar cáncer de pulmón se debe a un conjunto multifactorial de cambios, los cuales incluyen factores de riesgo ambientales y que están relacionado a cambios genéticos adquiridos que ocurren durante la vida y  que afectan a la respuesta a la exposición de carcinógenos, como, por ejemplo: proteínas que ayudan a eliminar los carcinógenos, reparar el ADN, regular el crecimiento celular y también otros genes relacionados a mantener la estructura correcta de nuestro ADN . El cáncer de pulmón es una enfermedad altamente heterogénea, por lo que no todos los cánceres de pulmón comparten los mismos cambios genéticos y hoy no hay duda de que existen cambios en otros genes que aún no han sido descubiertos .

Fisiología pulmonar e importancia de su estructura

¿Cuál es la función de los pulmones y como están formados?

En términos generales los pulmones están formados por 5 lóbulos; 3 en el pulmón derecho y 2 en el izquierdo. Durante la inhalación, los pulmones absorben oxígeno del aire, que es transportado a través del torrente sanguíneo al resto del cuerpo, mientras que cuando el cuerpo usa el oxígeno, se forma hidróxido de carbono como deshecho metabólico que es transportado nuevamente a los pulmones a través del torrente sanguíneo y eliminado durante el proceso de exhalación .

¿Qué significa estadio del cáncer pulmonar y porque es importante conocer la estructura de los pulmones?

La determinación del estadio es una manera de describir donde está ubicado el cáncer, si se ha diseminado y hacia donde, y si está afectando otras partes del cuerpo, ya que el cáncer de pulmón se extiende preferentemente fuera de los pulmones hacia los huesos, hígado y cerebro.

Según el tipo de cáncer de pulmón, este se clasifica de manera distinta. Existen 4 estadios para el cáncer de pulmón de células no pequeñas: estadios I a IV (1 a 4), siendo la etapa IV la más avanzada y la etapa I-III consideradas como etapa temprana donde los pacientes son candidatos a cirugía y actualmente a algunas terapias moleculares dirigidas con intento curativo. El cáncer de pulmón de células pequeñas se clasifica principalmente en estadio limitado o extenso, según donde se ubica y hacia donde se disemina, el estado limitado es cuando el tumor solo se encuentra en un pulmón, mientras que el estado extenso es cuando están implicados ambos pulmones incluso otros tejidos .

Importante señalar que la mayoría de los pacientes con cáncer de pulmón de células no pequeñas son diagnosticados en etapa IV, donde se ha visto en la práctica clínica de los médicos oncólogos que la sobrevivencia a 5 años oscila entre un 1-10 %, mientras que para aquellos en etapa III entre un 13-36%, etapa II 53-60% y finalmente etapa I 68-92%, por lo que un diagnóstico oportuno del cáncer de pulmón permite acceder a tratamientos con intento curativo y tener tasas de supervivencia mucho mayores 13.

¿Cuáles son las oportunidades de tratamiento actual para los pacientes con cáncer de pulmón?

Las opciones de tratamiento para pacientes que viven o son diagnosticados con cáncer de pulmón dependen del tamaño y la localización del tumor, del tipo de cáncer, diseminación y del estado de salud general del paciente, ya que algunos tratamientos son específicos para cierto tipo de pacientes y tumores 8. Según las guías internacionales, las opciones principales de tratamiento para los pacientes con cáncer de pulmón son la cirugía, la radioterapia, la quimioterapia, la terapia dirigida contra ciertas mutaciones puntales en el ADN y la inmunoterapia, cuya utilización dependerá del tipo de cáncer de pulmón diagnosticado 9. El cáncer de pulmón de células no pequeñas frecuentemente se trata con una combinación de estos tratamientos y va a depender del estadio del cáncer de pulmón que tenga el paciente .

 

El cáncer de pulmón de células pequeñas frecuentemente se trata con quimioterapia y radioterapia; también se puede recomendar la inmunoterapia, sin embargo, actualmente es un área de desarrollo e investigación ya que algunos estudios clínicos con nuevas moléculas no han logrado mejorar significativamente la vida de los pacientes .

A través de su médico tratante los pacientes también pueden considerar como opción un ensayo clínico, que constituye una opción para tener en cuenta para el tratamiento del cáncer de pulmón en sus distintas etapas y brindar acceso a nuevas oportunidades en desarrollo. A menudo, los eventos adversos del tratamiento del cáncer de pulmón se pueden prevenir o controlar con la ayuda del médico tratante y todo el equipo de soporte, sin embargo, se recomienda que existe un plan de tratamiento integral para todos los pacientes con cáncer de pulmón .

Asimilar la noticia del diagnóstico de cáncer y comunicarse con el médico son dos pasos clave del proceso de asimilación de la enfermedad. Solicitar apoyo, organizar la información médica, asegurarse de que se respondan todas las preguntas y participar en el proceso de toma de decisiones son pasos claves para lograr una atención centrada en el paciente. Hable con su equipo de atención médica acerca de sus inquietudes, ya que comprender sus emociones y las de las personas cercanas puede ser una ayuda significativa para manejar el diagnóstico, el tratamiento y el proceso de aceptación de la enfermedad. Dado que el cáncer de pulmón se asocia al hábito de fumar, los pacientes pueden sentir que no recibirán mucho apoyo o ayuda de las personas que los rodean. Sin embargo, el cáncer de pulmón puede afectar a cualquier persona. Si bien el diagnóstico de cáncer de pulmón es serio, los pacientes pueden contar con que sus médicos les ofrecerán un tratamiento eficaz.